CRÓNICAS DE RAFAEL SÁNCHEZ ARMAS

CULTURA DE LA NARCOVIOLENCIA TELEVISIVA

Históricamente Colombia ha sido un país exportador de droga, prostitutas y criminales. "Colombia es un país de asesinos" (ha dicho Fernando Vallejo Rendón un colombiano exiliado en México). Colombia santuario de la impunidad. ¿Qué responsabilidad tienen los medios de comunicación en la difusión de la narcoviolencia? Caracol Televisión (hermanada en el pasado con Radio Caracol, hoy propiedad del Grupo PRISA) ha puesto en circulación una serie basada en un libro del antiguo sicario de Pablo Escobar Gaviria, "Popeye", John Jairo Velásquez Vásquez. Sesenta capítulos de apología del crimen; triste recuerdo de tantos miles de víctimas asesinadas por el Cartel de Medellín. Un sicario convertido en estrella cinematográfica; un sicario entrevistado en su calidad de "activista social" y defensor de los derechos humanos por la irresponsable periodista venezolana afincada en Miami Patricia Poleo Brito. ¿Hasta cuándo se va a seguir disculpando la violencia en Colombia por necesidades del "rating" televisivo y en Venezuela para "salir" del chavismo? La sociedad colombiana, una parte, no está exenta de culpa del crimen y la corrupción (bien por acción, bien por omisión), pero mucho más quienes cultivan el morbo de la violencia, la difusión de la narcocultura entre los menores sentados delante del televisor. Colombia alguna vez será el espejo de Finlandia o Dinamarca... Pero aún quedan muchas décadas para dicho propósito de los políticos fantasiosos colombianos.


____________________________________________________________


RAFAEL SÁNCHEZ ARMAS

AGENCIA BK DETECTIVES ASOCIADOS

AGENCIA BK DETECTIVES