CRÓNICAS DE RAFAEL SÁNCHEZ ARMAS

MINISTRA DE DEFENSA A TUS ÓRDENES

La ministra española de Defensa ha señalado que la guerra híbrida (guerra de propaganda, guerra psicológica, guerra asimétrica) es una amenaza para la democracia y la seguridad nacional. También es una amenaza para los Derechos Humanos y para la seguridad jurídica de los ciudadanos frente a los tribunales de justicia. Veamos qué ha declarado la ministra:


"La desinformación la hacen tanto los enemigos externos como los enemigos internos de nuestras propias democracias. La guerra de la información es un nuevo tipo de guerra que no va dirigida a la conquista o destrucción de la soberanía o de los espacios tradicionalmente considerados aéreo, terrestre o marítimo. Sino que va dirigida a manipular las conciencias y las percepciones que tiene el propio titular de esa soberanía, en nuestro caso el pueblo español, a través de la información que se le envía. Por lo tanto, es una guerra que no va dirigida a atacar la soberanía territorial pero sí a atacar la conformación crítica de la voluntad de los ciudadanos que son los que encarnan esa soberanía".


"La desinformación, la intoxicación, actúa como un auténtico caballo de Troya en nuestras sociedades. Es un enemigo escurridizo e inaprensible que trata de puentear el filtro de rigor que suponen los grandes medios de comunicación y se inocula de manera directa en la conciencia crítica de la opinión pública y trata de manipular sus decisiones cívicas, entre ellas la más importante de todas como es el sentido y la decisión de votar."


"Las noticias falsas o noticias basura, son uno de los mayores retos a los que se van a enfrentar en los próximos tiempos los sistemas de defensa de nuestras democracias. No solo los gobiernos, también las instituciones y los medios de comunicación van a tener que jugar un papel activo".


"Las posibilidades que ofrecen las transformaciones tecnológicas hoy en día han convertido a la desinformación en un arma barata, eficaz, fácilmente escalable y difícilmente rastreable en manos de enemigos y adversarios de nuestras sociedades abiertas".


Nuestros sistemas democráticos han de ser defendidos activamente. Y creo que todos tenemos que asumir nuestra responsabilidad cuando la protección de los mismos nos atañe directamente. Estos retos nos competen a todos, porque es un tema que nos afecta directamente a la defensa nacional, que afecta a nuestra soberanía y, por ende, a nuestra integridad como país y nación”.


"Tengo la intención de proponer a la Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados la creación de un grupo de trabajo que reúna a diputados y a editores de los principales medios de comunicación para que juntos estudiemos a fondo la amenaza de la desinformación contra nuestra democracia y busquemos soluciones que estén a la altura de este gran desafío de nuestro tiempo".


Efectivamente son muchas las amenazas de la desinformación para los Estados y para los ciudadanos. ¿Y cuando los Estados (por omisión del "ius puniendie" o facultad sancionadora) no protegen a los ciudadanos víctimas públicamente de una campaña de terrorismo psicologico?


¿Enemigos internos y enemigos externos? Un enemigo interno puede ser el propio Estado no persiguiendo una brutal campaña de difamación orquestada desde el exterior. Veamos un ejemplo; mi caso. El cibersicariato paramilitar colombiano dirigido por el delincuente parauribista Carlos Escobar Marín me ha sometido a una brutal campaña de difamación a través de las redes sociales por mi testimonio contra Álvaro Uribe Vélez, sus ocho años de corrupción y crímenes de Estado durante su gobierno y por sus vínculos familiares con el crimen organizado (su hermano Santiago Uribe Vélez está procesado presuntamente como miembro de la banda paramilitar "Los Doce Apóstoles" y su cuñada Dolly Cifuentes Villa, viuda de Jaime Alberto Uribe Vélez, ha sido detenida presuntamente por sus negocios con el capo del Cartel de Sinaloa Joaquín "Chapo" Guzmán Loera). ¿Qué ha hecho España, su Estado, para depurar las correspondientes responsabilidades? No, señora, no. No se trata de un delito privado, sino perseguible de oficio por cuanto en la campaña de difamación aparece mencionado el Tribunal Superior de Justicia de Madrid?


¿Rigor de los grandes medios de comunicacion? No todos son rigurosos, y para muestra un botón.


¿Las noticias falsas o noticias basura, son uno de los mayores retos a los que se van a enfrentar en los próximos tiempos? ¿Las posibilidades que ofrecen las transformaciones tecnológicas hoy en día han convertido a la desinformación en un arma barata, eficaz, fácilmente escalable y difícilmente rastreable en manos de enemigos y adversarios de nuestras sociedades abiertas? No es mi caso; el cibersicariato está plenamente identificado.


¿Nuestros sistemas democráticos han de ser defendidos activamente? ¿Creo que todos tenemos que asumir nuestra responsabilidad cuando la protección de los mismos nos atañe directamente? ¿Y qué hacemos cuando el propio Estado no quiere defenderse? ¿Por qué el Estado no defiende la honorabilidad del Tribunal Superior de Justicia de Madrid envuelto maliciosamente en una calumnia? La misma dura ya tres años; tres años de desprestigio del Tribunal Superior de Justicia de Madrid por la omisión investigadora del Estado.

CARLOS ESCOBAR MARÍN CIBERSICARIO PARAURIBISTA

ESPAÑA HUMILLADA POR CIBERSICARIOS Y JUECES ESPAÑOLES NEGLIGENTES

MAJESTAD LA JUSTICIA ESTÁ MUERTA HAY QUE ENTERRARLA


____________________________________________________________


RAFAEL SÁNCHEZ ARMAS

AGENCIA BK DETECTIVES ASOCIADOS

AGENCIA BK DETECTIVES